Centellea, centellea

Nacido en soledad, en soledad muerto.
Apenas dos chispas, todo lo que he visto:
condiciones extremas entre el vacío.
Mi vida ha transcurrido del fuego al hielo.
Empezó con presión; presión, sangre y fuego.
Todo quemaba y giraba sin sentido,
lo que quiera que sea lo que haya sido.
Alguien me dijo: «de una estrella un segmento».
Pero yo creo que fue, de un «bang», algo más,
lo que me sacó del infierno al espacio,
hasta que sentí un frío golpe frontal
y desaparecí en luminoso trazo…
Dime tú, científico, sabio y veraz:
¿ves en la luz de Cherenkov mi pasado?

creativeCommons

Pablo Fernández de Salas

 

Visita aquí la entrada original del blog sobre este poema.

Nota sobre el poema: Centellea, centellea es una traducción de un soneto que escribí en inglés, titulado Twinkle twinkle, que puede leerse aquí.